¿QUÉ ES DI SUGAR ALIMENTACIÓN?

La diabetes no requiere mantener necesariamente un patrón rígido de alimentación, y menos aún si se usa un régimen de inyecciones múltiples o un infusor subcutáneo de insulina (ISCI). Sin embargo, es importante mantener hábitos regulares de alimentación y conocer el contenido de carbohidratos de los alimentos. Cuanto más conocimiento se adquiera sobre esto y su efecto sobre la glucosa en sangre, mayor y mejor control tendremos sobre nuestra diabetes.

Cuidar lo que se come es importante, aun si no se tiene diabetes, pero sin olvidar que la comida nunca debe ser vista como una medicina. La comida ha de ser atractiva y sabrosa. Tenemos que disfrutar de lo que comemos y sentirnos satisfechos después, nunca debemos sentirnos culpables.

Cuidar lo que se come es importante, aun si no se tiene diabetes, pero sin olvidar que la comida nunca debe ser vista como una medicina. La comida ha de ser atractiva y sabrosa. Tenemos que disfrutar de lo que comemos y sentirnos satisfechos después, nunca debemos sentirnos culpables.

¿QUÉ DEBES SABER SOBRE LOS HIDRATOS DE CARBONO?

  • Proporcionan energía al cuerpo para que este pueda realizar su actividad diaria y necesitan la insulina para poder ser utilizados.
  • Cuando los ingerimos, nuestro organismo los transforma en glucosa (azúcar). A efectos prácticos hablamos de dos tipos:
    • Carbohidratos simples, rápidos, refinados o de sabor dulce. Producen un aumento rápido de los niveles de azúcar en la sangre (Zumo, miel, refrescos…). Cuando estos carbohidratos se consumen con fibra o grasa su absorción es más lenta.
    • Carbohidratos complejos, lentos, sin refinar o de sabor no dulce. Producen un aumento lento de los niveles de azúcar en la sangre (legumbres, pasta, pan, …). Esto son los más aconsejables.

¿CÓMO CONTAR HIDRATOS DE CARBONO?

Uno de los métodos más utilizados es el que se realiza por unidades de intercambio o raciones de hidratos de carbono (es la cantidad de alimento que contiene 10 gr de carbohidratos). Para conseguir esto y no pasarse el día haciendo cálculos se dividen los alimentos en los que están desaconsejados y los que deben racionarse.

1 ración = 10 gr de carbohidratos

Los alimentos racionados deben pesarse al principio, luego, una vez aprendidas las raciones de los diferentes alimentos, no será necesario; sin embargo, es conveniente reevaluar cada corto tiempo si el cálculo de raciones se está haciendo de forma correcta.

Cuando al confeccionar la alimentación se quieran intercambiar entre sí los alimentos racionados ha de hacerse intercambiando ración por ración.

Para que una alimentación sea equilibrada debe contener todos los nutrientes o principios inmediatos en su justa proporción:

50-55% de carbohidratos

> 10-15% de proteínas

> 25-30% de grasas

TIPS ALIMENTACIÓN

  • Cocinar alimentos frescos.
  • Reducir el consumo de grasas y proteínas, dándole más importancia a las legumbres y los cereales.
  • Elaborar nuestros platos con Aceite de Oliva (AOVE) o de girasol hace que estos sean más saludables.
  • Tomar las cantidades adecuadas de calcio.
  • Ingerir diariamente un plato de verdura cocinada y otra ración de verdura cruda (ensalada).
  • Tomar al menos dos raciones de fruta al día.
  • Las técnicas culinarias más saludables son: hervir, escalfar, la plancha, el papillote y la cocción en el horno.